Mostrando entradas con la etiqueta Volver. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Volver. Mostrar todas las entradas

viernes, 11 de agosto de 2017

Volver, poesía de Chantal Maillard










Volver



Sin continuidad.
De un lugar a otro. Un lugar
es tiempo detenido.
Recuperar la hebra del comienzo.
Adelgazarla.
Por la partida no.
Por el tiempo.
Que transcurre, dicen.

Recuperarla.
Pronunciarla.
Sin continuidad.

Y ahora acudiendo.
Con la hebra en la mano.
O en la boca, según cómo.
Allí donde quedó.

Ensamblar.
Hacer nudo.
Nudo no, en realidad,
pues no hay dos hebras sino una.
Antigua. Adelgazada.

Recuperar la hebra.
Allí donde las heces,
las del comienzo,
y el gesto, incipiente,
del ojo.
Pronunciarla.

La saliva hace el resto.
A eso llaman volver.


Chantal Maillard

sábado, 23 de mayo de 2009

Volver


Cuando uno vuelve a un lugar en el que vivió. ¿vuelve del todo ?. O ¿volvemos en partes ?. Y es que tal vez algo vamos dejando por el camino: pedazos de piel, de alma. Uno no es todo el tiempo hermoso y feliz. O tal vez lo es y ni se dio cuenta. No se dio cuenta del sol que la cubrió, ni de las hojas rojizas del otoño que se fue, ni de las veces que hizo el mismo recorrido, ni si lloró o si rió fuerte tan fuerte como pudo. Uno no "es" todo el tiempo. Y en cada mudanza hay algo que se cae y se quiebra. Algo que se astilla en el recuerdo y que uno se niega a ver por piedad por autocompasión, por preservarse o vaya a saber porque.

Volver a un lugar en el que vivimos es retomar recomenzar asediar la ciudad de nuevo con sus olores y su música. Y lo mejor que se puede hacer con el pasado es regresar a el con alegría un momento y luego dejarlo atrás muy atrás. Cerrar capítulos es duro pero uno sabe que debe hacerlo y ser fuerte. Me he pasado la vida yendo y viniendo por viajes de mi familia o por propia elección ya de más grande. Creo que enriquece el viaje aunque cueste te enriquece. Ser adulta también es ser capaz de pegar de vuelta. Ahora casi con mis valijas hechas me siento sobre ellas y espero con esperanzas las próximas puertas que abriré.